martes 13 noviembre 2018
Inicio Psicología Cómo aumentar la seguridad y confianza en uno mismo

Cómo aumentar la seguridad y confianza en uno mismo

Los mejores consejos que puedes practicar para aumentar la confianza en ti mismo.

Ser una persona insegura y no tener confianza en uno mismo repercute negativamente en cómo te desenvuelves a nivel emocional en diferentes ámbitos como las relaciones personales, en tu trabajo o incluso a la hora de trazarte metas y objetivos a cumplir en tu vida.

A veces no todos pasamos por la mejor etapa en nuestras vidas, hay momentos en los que incluso te sentirás caído y probablemente, ahí es donde afloren esos sentimientos de inseguridad que pongan en duda la confianza en uno mismo. Te despiden de un trabajo, tu pareja ya no te mira como antes, las metas que te has propuesto conseguir no llegan y esto puede llevarte a una espiral de desconfianza que hace que te cueste más seguir adelante. Es hora de conocer diferentes formas de potenciar tus puntos fuertes y eso será lo que veremos en este artículo.

La confianza en uno mismo y la autoestima son amigas que van de la mano, el tener poco amor propio hace que desconfíes de ti mismo y por ello, antes de explicarte algunos consejos que considero muy útiles para subir la autoestima y la seguridad será necesario tener claro qué es tener seguridad de si mismo.

¿Qué es tener seguridad y confianza en uno mismo?

Tener seguridad y confianza en uno mismo es aquella actitud que permite a una persona contemplar todos los puntos fuertes que tiene, aprovecharlos y sacarles el potencial necesario para poder sacar adelante cualquiera de sus metas y objetivos frente a cualquier adversidad que se le ponga en el camino.

Las personas que poseen una falta de seguridad probablemente tenga pensamientos poco optimistas. Si indagas un poco en ti mismo y consigues conocer qué tipo de conversación interna tienes cuando estos pensamientos te paralizan, conocerás las formas por las cuales tu seguridad y confianza está decayendo.

Tener fe es confiar en ti mismo cuando estás en el agua. Cuando nadas no agarras el agua, porque si lo haces te hundirías y te ahogarías. En cambio, te relajas y flotas.

Alan W. Watts

Muchos factores interceden a la hora de desarrollar una fuerte seguridad en si mismo. Si desde pequeños hemos crecido en un entorno familiar donde los padres o hermanos no te han apoyado puede causarte que conforme vayas creciendo no desarrolles sentimientos positivos y aumente esa inseguridad propia.

El miedo es otro de los factores que pueden limitar sacar el máximo partido a todo el potencial que tienes. Muchas personas a veces, desconocen todas las habilidades que tienen y si la encuentran, podrán sentir más amor propio hacia ellos mismos. Si las creencias que tienes sobre ti mismo son destructivas, es probable que no sólo no te plantees alcanzar una meta, si no que ni siquiera tengas fuerzas para empezarlas.

Es normal tener miedo cuando estamos fuera de nuestra zona de confort, como os expliqué en un anterior artículo, pero saber gestionarlo es imprescindible para mejorar la autoestima y la confianza hacia nosotros mismos.

¿Qué ocurre cuando no se tiene confianza en sí mismo?

Confianza en ti mismoDe todas las cosas que una persona puede detenerle es el miedo al fracaso. Querer iniciar algún nuevo aprendizaje, salir de su zona de confort para conocer nuevos amigos, encontrar un nuevo trabajo o comenzar una nueva formación son algunos ejemplos de lo que una persona puede perderse por ello.

El miedo a fracasar te hará contemplar una perspectiva inequívoca con pensamientos poco racionales que harán que te detengas antes de que quieras desarrollar o mostrar todas esas magníficas habilidades que posees. Para corregir esta situación es muy necesario saber cómo generar seguridad en uno mismo.

A continuación, voy a redactar diferentes situaciones en las que si en algunas de ellas te sientes identificado/a es muy probable que sean señales de que la confianza y seguridad en ti mismo están bajo mínimos:

  • No viajar por miedo a que te ocurran cosas desagradables.
  • No estudiar por sentirte con pocas capacidades para el aprendizaje de un nuevo idioma, una nueva profesión… sobre todo, porque piensas en la vergüenza que puede darte hablar delante de los demás, entre otras.
  • Querer conocer a nuevas personas y no hacerlo por miedos como el sentirte poco atractivo/a o pensar sobre “el qué dirán de mí”.

Existen muchísimos casos más pero lo importante es conocerse a uno mismo y saber que tiene que mejorar esa seguridad de forma que cuando lo hagas, puedas liberarte de esos  pensamientos que te paralizan.

Cómo tener más seguridad en uno mismo

Ahora que puedes tener una mejor idea y si notas que estás desaprovechando todo tu potencial, es hora de exprimirte, de mejorar esa autoestima y seguridad en ti mismo. Para ello me gustaría que leas los siguientes consejos que puedes seguir para empezar hoy mismo a aumentar la seguridad y confianza.

Para tener más confianza corrige tu postura corporal

Tener más confianza en ti mismo

Concretamente este es uno de los consejos que más me impresionó cuando leí hace mucho un libro de psicología. La postura le indica a tu cerebro de si la actividad que estás realizando es aburrida además está relacionada con ser una persona pesimista y triste.

¡No lo creas porque te lo diga yo! Lo dice el departamento de Educación para la Salud de la Universidad de San Francisco en un estudio que demuestra que la postura corporal afecta al estado de ánimo y a las emociones.

Dependiendo de la postura corporal con la que te encuentres en un momento dado, ésta puede afectar a tu nivel de energía, ánimo y emociones. En dicho estudio realizado a 33 sujetos existían algunos que mantenían una postura corporal correcta y otros que la mantuvieron de forma “holgada”. Aquellos individuos fueron sometidos a una resistencia que les impedía mover el brazo hacia un lado. Este estudio demostró que los que mantuvieron una postura erguida tenían una capacidad mayor para resistir esa presión que aquello que mantenían una postura más inadecuada.

Gracias a la psicología y a este estudio, se demostró la enorme importancia que tiene mantener una correcta postura corporal y que ésta afecta incluso a la fuerza y memoria de cualquier persona.

¿Y qué postura hay que mantener para ganar confianza y seguridad? Pues deberás de tener una buena postura en la cual tengas la espalda recta, el pecho hacia afuera y que tus hombros se encuentre en el mismo nivel con el fin de conseguir una postura erguida.

Y esto es bueno que lo practiques estés donde estés, cuando te encuentres sentado en la oficina mientras trabajas, cuando te encuentres estudiando en una biblioteca o en tu lugar de estudio, cuando vayas a una entrevista de trabajo… si lo practicas evitarás que te sientas inseguro.

Valora todo el potencial que tienes

Probablemente si no tienes confianza en ti mismo no te hayas parado a pensar por un momento en todas las fortalezas que tienes y pensar siempre en aquello que no suma hará que decaiga tu seguridad.

Autoestima y confianza

Un ejercicio que te puede servir es anotar en un cuaderno al menos de cinco a diez valores que dicen mucho de ti como persona (por supuesto positivamente). Estas no deben ser cosas super extraordinarias ni muchísimo menos. ¿Eres una persona muy extrovertida? ¿Quizás sabes decir no a situaciones que puedan repercutirte? ¿Tienes algún rasgo físico maravilloso como tus dientes que nunca has valorado o una mirada atractiva? Son muchas las cosas ya sea como parte de tu personalidad o como rasgos físicos que hasta ahora no habías ni siquiera valorado y están ahí presentes. Este ejercicio te vendrá muy bien para recuperar la baja autoestima.

Así que ya sabes, papel y bolígrafo y a anotar todas esas habilidades que nunca habías tenido en cuenta y tienes. Cuando te sientas inseguro dale un pequeño repaso y créetelo, porque estas cosas buenas son parte tuya.

Todos tenemos límites, conoce los tuyos

Para aumentar la confianza en uno mismo es vital que no te “exprimas” demasiado. Cada persona tiene sus propios límites. Reconocer los propios límites que tenemos nos ayudará a no tener esa ansiedad que hace que nos bloqueemos cuando hacemos cosas que realmente no nos gustan o no son de nuestro agrado. Sobre todo, si las vas a realizar de por vida como puede ser un trabajo.

Tener fe en uno mismo sin límites

Que tú mismo seas capaz de reconocer tus limites no te convierte en una persona con menos valía. Si no eres capaz de hacerlo tendrás ese afán de querer conseguir todo lo que te propones y con esto lo que puedes conseguir es tan sólo sentimientos de impotencia que afectará a tu autoestima y por supuesto, a la seguridad de uno mismo.

No seas exigente, poner límites probablemente beneficia más que perjudica. Si sabemos donde están, tendrás esa capacidad para enfrentarte a los problemas de forma más segura.

Para ganar hay que arriesgar

Es cierto que ponerte límites a tí mismo es necesario porque no todos podemos hacer de todo, pero intenta que esto no te frene demasiado. Mira te voy a dar un consejo, ahora que estás leyendo esto, que recordarás en el futuro cuando te suceda. ¿Cuántas veces has pensado en hacer algo que te parecía un horror y en lo que tus pensamientos te hablaban de que era mejor no intentarlo pero que después una vez lo has hecho ya no te pareció tanto como creías?

Uno de los ejemplos más clásicos por el que la mayoría pasamos es el de obtener el permiso de conducción. ¿Te veías capaz de conducir un coche? ¿Creías que era demasiado difícil atender a las señales, cambiar de marchas, aparcar…? Sin embargo, hiciste el examen teórico, más tarde la parte práctica y obtuviste la licencia. Si antes de apuntarte a la autoescuela no te hubieras “arriesgado” probablemente hoy no lo tendrías.

seguridad en uno mismo psicologia

Debes de eliminar esos pensamientos que te dicen que frenes y no arriesgues, porque si no les haces caso son los que te harán ganar. ¡Olvídate de los pensamientos limitantes! No anticipes el futuro antes de que suceda, probablemente no sucederá tantas cosas negativas como pensaste.

Visualiza cómo serían tus metas si las lograses

Este truco viene muy bien para subir tu autoestima. Sea lo que sea que te genere cierta inseguridad, intenta de alguna forma u otra visualizar en el futuro cómo sería una vez lo consiguieras. Esto es lo que yo llamaría el “resultado ganador”.

Vamos a continuar con el ejemplo de obtener el permiso de conducción. Sabes que quieres o necesitas conseguirlo, pero tienes miedo por todo lo que tienes que hacer para conseguirlo. Tienes que conocer a las personas de la autoescuela para compartir conocimientos, a tu instructor, “soportar” que los demás vean cómo te equivocas mientras aprendes… Y ahora te preguntaría yo, pese a todas estas circunstancias una vez lo obtengas, ¿qué vas a ganar? ¿cómo será el futuro? Obtener la licencia de conducir puede parecer poca cosa, pero créeme, es todo lo contrario, te abre puertas en el mercado laboral, evitas tener que depender de alguien que sepa conducir para trasladarte, todo son beneficios, manténlos a la vista.

La confianza en uno mismo se fortalece con tu salud física

El mero hecho de no sentirte bien con tu propio cuerpo tiene mucho que ver con la inseguridad. Como te muestras ante los demás es el espejo que proyectarás y si en el espejo donde te reflejas sientes incomodidad probablemente traspases esa inseguridad hacia los demás.

Confianza y seguridad personal

Es obvio que hay que saber aceptarse a sí mismo pues hay rasgos que no podremos cambiar, como la estatura, o aquellas cualidades innatas, pero sí que podemos cambiar el resto.

Cuida tu imagen y si crees que para sentirte mejor necesitas adelgazar (dentro de lo coherente) unos kilos, traza un plan y ponte a ello. Te aseguro que esto fortalecerá aun más tu seguridad y autoestima.

Inventa tus propias frases para reforzar tu seguridad y confianza

Un gran consejo que puedes empezar a practicar desde hoy mismo es tener frases que te hagan sentir más seguro. Cuando alimentas a tu mente con frases positivas te ayudarán a fortalecer tu autoestima y te aseguro que aumentará tu confianza.

Como es nuestra confianza, es nuestra capacidad.

William Hazlitt

Y no te hablo de frases clásicas de famosos, si no frases que dependiendo del momento, creas que te ayuden. Por ejemplo, si estás inseguro y tienes miedo porque vas a hablar en público, antes de comenzar, dale a tu mente frases acorde al contexto. “Estoy tranquilo porque me he preparado este texto varias veces” “Si me equivoco a cualquiera puede sucederle pero no pasará nada aun así” “Todos los que están escuchándome son iguales que yo, no son más ni menos”. Estas frases harán tranquilizar a tu cerebro de forma que sientas seguridad y pueden ser aplicadas dependiendo del contexto en cualquier parte.

Y hasta aquí os puedo contar con todos estos consejos los cuales podrán ayudar a aumentar la seguridad y confianza en uno mismo. Recuerda que cada persona tiene sus cualidades que le hacen brillar pues todas las estrellas no son iguales pero todas brillan.  Si utilizas dichas habilidades para potenciar tu autoestima te serán de enorme ayuda para ganar confianza en ti mismo.

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Introduce el comentario
Por favor introduce un nombre aquí

Lo más leído

Definición seguridad informatica

¿Qué es la seguridad informática? ¿Qué protege?

Es realmente importante conocer mínimamente al menos qué es la seguridad informática pues vivimos en una sociedad en la cual abundan los sistemas informáticos y...

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
error: El contenido está protegido